Calendario

Puja ideal

Mercado

Actividades

Alineaciones

Empate Osasuna-Sevilla

Duelo equilibrado y sin goles deja insatisfechos a ambos equipos.

Redes Sociales:

Creador y webmaster de Analítica Fantasy. Ingeniero informático con más de una década de experiencia, apasionado del fútbol y del mundo fantasy.

imagen de la noticia

Osasuna y Sevilla se enfrentaron en un emocionante duelo donde ambas escuadras buscaban desesperadamente la victoria. Para Osasuna, el objetivo era sumar sus primeros puntos en casa en esta temporada y convertir su estadio en un bastión inexpugnable. Si bien lograron mantener su puerta cerrada, les costó encontrar fluidez en su juego. Su próximo desafío en casa será el Atlético de Madrid, lo que no augura un optimismo desbordante debido a las numerosas oportunidades desperdiciadas en este encuentro.

Por otro lado, el Sevilla llegó al partido con su orgullo herido y solo tres puntos en su haber. El entrenador, Mendilibar, realizó ocho cambios en la alineación, incluyendo la polémica decisión de poner a Dmitrovic bajo los palos. A pesar de esto, el Sevilla demostró ser más competitivo en esta ocasión, aunque parece haber olvidado cómo ganar. El "efecto Mendilibar" ha desaparecido por completo, ya que los primeros 12 partidos bajo su dirección resultaron en 8 victorias, 3 empates y 1 derrota, mientras que los últimos 12 partidos han sido un motivo de preocupación con solo 1 victoria, 6 empates y 5 derrotas. Además, el capitán Jesús Navas tuvo que ser reemplazado por Juanlu debido a molestias durante el calentamiento.

El entrenador Arrasate de Osasuna optó por cambiar el sistema de juego, utilizando un doble pivote con Torró y Muñoz, una elección que sorprendió ya que ambos ocupan la misma posición en el campo. El partido resultó ser abierto, con oportunidades para ambos equipos, pero la claridad en la definición escaseó. A pesar de que Osasuna dominó durante ciertos momentos del partido y creó buenas jugadas, el Sevilla también buscó con ahínco el gol. Aimar, de Osasuna, tuvo una oportunidad en el minuto 28, pero Gudelj del Sevilla impidió que la pelota entrara en la portería.

En los minutos finales de la primera mitad, el Sevilla logró crear más peligro, aunque la mejor ocasión fue para Osasuna, cuando Chimy Ávila desvió un pase de Mojica. La falta de acierto en la definición dejó el marcador en cero al descanso. El delantero Mir de Osasuna se mostró falto de confianza y aislado en el campo. Ocampos fue la principal amenaza ofensiva del Sevilla, pero le faltaron compañeros para concretar jugadas.

En la segunda mitad, Osasuna buscó ser más incisivo en sus llegadas al área del Sevilla, con Torró teniendo una oportunidad que rozó el palo. Los navarros parecían tener un plan de juego más claro que el Sevilla, pero les costaba encontrar el gol. En el minuto 61, un disparo de Chimy Ávila, quien fue el jugador más activo en el área rival con cuatro remates, impactó en el palo. A partir de ese momento, el partido volvió a nivelarse sin un claro dominador, y ambos equipos parecían sin ideas. Al final, el empate parecía ser el resultado más justo, aunque ambos equipos quedaron con la sensación de que podrían haber logrado más.

Síguenos en nuestras redes sociales:

Jornada - 32

Noticias Recientes